Estella

 Estella_Lizarra_Calle La Rua_1733_Javier Campos

En Lerín, no lejos de Estella, en Navarra, a sus habi­tantes se les tilda de judíos y se les dedica esta copla: «Judíos son los de Estella,/pero más los de Lerín,/porque mataron a Cristo/tres días antes de abril». Otra letrilla popular refiere un supuesto milagro efectuado con oca­sión de haber arrojado a un pozo la hostia consagrada un judío converso y haber subido el agua hasta el borde para que el párroco la sacase totalmente enjuta, hecho al que el pueblo le dedicó una fiesta eucarística en la que se canta: «Este pueblo celebra esta fiesta/desde que un judío comulgó: cogió la hostia y la llevó a un pozo/y en­tonces el agua se ensoberbeció».

Después de la de Tudela y de Pamplona, la judería de Estella es la más importante de Navarra. Ya desde el si­glo XI está documentada y su explicación fundamental radica en que esta población resultaba ser también una de las más importantes del Camino de Santiago, al que hace alusión el mismo nombre de Estella «estella», con referencias a las que dieron a conocer en Compostela —«campo de estrellas»— la existencia del sepulcro del apóstol. La judería de Estella atrajo a muchos judíos pro­cedentes de otras partes de España, como en el caso del poeta granadino Mosé ibn Ezrá. Los judíos vivieron a la vera misma del castillo y en el recinto amurallado, después de que se habían visto obligados a cederle al obispado su sinagoga para que se convirtiera en iglesia dedicada a la Madre de Dios y de Todos los Santos. La judería sufrió persecuciones muy graves, entre otras la del 1328 en la que murieron muchas familias y de la que hay referencia en la obra del judío estellés Menahen ben Zérat, titulada Seda la-derek. La actividad primordial a la que se dedicaban los 250 judíos que componían la judería era el préstamo, lo que resulta muy explicable en pleno Camino de Santiago.

Iglesia de Santa María Jus del Castillo (Foto Patxi Uriz, cortesía del Reyno de Navarra)

Iglesia de Santa María Jus del Castillo (Foto Patxi Uriz, cortesía del Reyno de Navarra)

La ubicación de la judería de Estella parece coincidir con el monasterio de Santo Domingo cuyas ruinas se encuentran en lo más alto de la ciudad. Cerca de ellas se encuentra la iglesia de Santa María de Jus del Castillo, que también fue conocida como de Santa María de la Judería, a consecuencia de la proximidad con el barrio judío. Pero por mucho que han sido los esfuerzos para descubrir en Estella más huellas o restos judíos no ha sido posible, a excepción de un fragmento de lápida he­brea junto al castillo de Belmecher, posiblemente de fi­nes del siglo xi y que señalaría el lugar del cementerio. La lápida se encuentra actualmente en el Museo Provin­cial de Pamplona y son muchos los indicios que atesti­guan que la aljama de Estella, dentro de sus proporcio­nes, fue una de las más ricas de las existentes en el Camino de Santiago, conocido como Francés.

Calle de la Rúa (Foto Javier Campos, cortesía del Reyno de Navarra)Estella_Lizarra_Calle La Rua_1733_Javier Campos

La ruta turística por Estella sigue los pasos del Ca­mino de Santiago que se adentra en ella por el puente románico, cuya altura era ponderada ya por el viajero Domenico Laffi en el año 1673. La cárcel medieval y la iglesia de Santa María de Jus del Castillo con sus recuer­dos judíos, y su condición de sede de la singular Orden de Grandmond, le salen al paso al viajero, como en otros tiempos al peregrino. La iglesia ojival del Santo Sepul­cro y el convento gótico de Santo Domingo facilitan el acceso a la antigua y larguísima Rúa de las Tiendas, en la que se encuentran casonas góticas, renacentistas e italianizantes como el palacio del Gobernador, de los de San Cristóbal-Cruzat… La plaza de San Martín, con re­cuerdos a este santo del Camino es realmente hermosa con su Fuente de la Mona. El palacio de los Reyes de Navarra es de majestuosa traza románica. Impresiona la altura de la torre de la iglesia de San Pedro de la Rúa. Esta iglesia guarda un riquísimo tesoro de imaginaria románica y gótica. Conserva dos crujías del claustro y son dignos de admiración sus capiteles, su columna torsa y sus tumbas legendarias.

 

Castillo de Zalatambor (Foto Oriol Conesa, cortesía del Reyno de Navarra)

Castillo de Zalatambor (Foto Oriol Conesa, cortesía del Reyno de Navarra)

Merecen también ser visitadas las iglesias de San Miguel, de San Pedro de Lizarra, Santa María del Puig, patrona de la ciudad y de San Juan en la plaza de los Fueros. También forman parte importante del rico lega­do arquitectónico de Estella los conventos de las Concepcionistas Recoletas, de Santa Clara y el Antiguo de San Benito el Real. A la salida de Estella se encuentra la iglesia de Rocamador, también de origen francés, con su imagen de la virgen titular del siglo XII.

La ruta turística en otros tiempos de peregrinación, se dirige al monasterio de Santa María de Irache con su hospital de peregrinos fundado por García Sánchez III de Nájera en el siglo xi, que fue después Universidad hasta el siglo XIX. En este monasterio vivió y fue abad del mis­mo, San Veremundo, cuyas reliquias se veneran en ci­clos sucesivos de cinco años en los pueblos de Villatuerta y Arellano. Su ministerio sagrado fue tan notable con los peregrinos santiaguistas que ha sido declarado patrono del Camino de Santiago por Navarra.

Bella imagen del puente de Estella, en pleno camino de Santiago

Bella imagen del puente de Estella, en pleno camino de Santiago

 

Con referencias especialmente judías, la ruta turís­tica hay que alargarla en esta ocasión a Lerín, cabeza del histórico condado de su nombre, instituido por Car­los III el Noble para su hija natural Juana, con trazado urbano medieval y su parroquia de Nuestra Señora de la Asunción con torre barroca. En el interior luce un pro­digioso retablo mayor del primer rococó, sacristía, obra de Juan de Argos muy artística y sillería del coro de Die­go de Camporredondo.
 

Etiquetas:

 
 

Sobre el autor

Más artículos de

 

 
 
Utilizamos cookies propias y de terceros para garantizar que tenga la mejor experiencia en nuestro sitio web, mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias según su navegación y recopilar información estadística. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
Más información sobre cookies